Menú
Cómo prevenir las lesiones
Cómo prevenir las lesiones
TRUCOS Y CONSEJOS

Cómo prevenir las lesiones

Aunque no existe una fórmula exacta para evitarlas, son muchos los consejos a seguir para no salir dañados durante la práctica de deporte.

Lara Fernández Díaz

Para muchas personas, el deporte se ha convertido en una forma de vida. Y el llevarlo a cabo, no siempre acarrea cosas buenas sino que también puede provocar lesiones que en muchos casos no se pueden prevenir. Pero lo cierto es que, si se tienen en cuenta ciertos aspectos a la hora de practicar cualquier deporte, podrán evitarse muchas lesiones convirtiéndose por lo tanto, lo siguientes puntos, en un método de prevención.

Hacer deporte puede provocar lesiones que en muchos casos no se pueden prevenirHacer deporte puede provocar lesiones que en muchos casos no se pueden prevenir
  1. Estar protegidos: El casco, los guantes, las rodilleras y similares, son sólo algunas herramientas necesarias para evitar lesiones. Es por ello, que siempre se debe de ir acompañado de un equipo protector, el cual variará en función del deporte que se esté practicando. Por lo general, el casco suele ser el más utilizado ya que la cabeza es una de las zonas más sensibles de sufrir grandes daños del cuerpo en caso de producirse algún accidente en deportes como el béisbol, el rugby, montar en bicicleta...entre otros. Aun así, cabe distinguir que cada uno de estos deportes requiere un tipo de casco diferente y utilizar el mismo para todos no servirá de mucho en algunos casos. Por último, es necesario recordar que este debe de ajustarse perfectamente a la cabeza sin apretar en exceso e ir bien atado ya que de no ser así, en caso de caída, será como si no se llevara ningún tipo de protección ni prevención.
  2. Siempre se debe de ir acompañado de un buen equipo protectorSiempre se debe de ir acompañado de un buen equipo protector

  3. Calentamiento previo: Antes de iniciar cualquier tipo de actividad deportiva es necesario calentar el cuerpo con el fin de evitar posibles daños tales como tirones o rupturas musculares. De hecho, se recomienda antes de estirar el cuerpo haber calentado haciendo ejercicios cardiovasculares que provocan la activación del cuerpo, como por ejemplo, correr.
  4. Conocer y respetar las reglas: Cada juego tiene sus propias reglas y para prevenir las lesiones o accidentes será fundamental respetarlas. De no ser así, podrán producirse malos entendidos que únicamente traerán consecuencias negativas a los jugadores implicados. Esta comprobado que cuando se respetan las reglas, tienen lugar menos lesiones.
  5. Es necesario calentar el cuerpo con el fin de evitar posibles daños y lesionesEs necesario calentar el cuerpo con el fin de evitar posibles daños y lesiones

  6. Tener en cuenta al resto: La comunicación en el terreno de juego es fundamental no sólo para el resultado del mismo sino también para evitar malos entendidos que puedan acabar en lesión. Es por ello que fomentar la interactividad y relación entre los miembros del equipo no sólo dentro sino fuera del campo será un método de prevención. Situaciones cómo pedir la pelota en alto o una posición, evitarán que varias personas acudan al mismo lugar produciéndose un choque.
  7. No hacer deporte estando lesionado: Esto es una mala costumbre que por lo general, muchas personas siguen llevando a cabo aun siendo una de las reglas más importantes. Aunque a la persona en cuestión le guste hacer deporte, deberá de utilizar la cabeza y darse cuenta de que en las circunstancias en las que se encuentra será un error que únicamente provocará que el tiempo de recuperación se alargue. Es por ello, que a largo plazo es mejor retirarse del juego por el tiempo que los médicos hayan estimado como forma de prevenir el agravamiento de la lesión.
Hacer deporte con una lesión supone alargar el tiempo de recuperaciónHacer deporte con una lesión supone alargar el tiempo de recuperación

Estos consejos son un método de prevención para evitar lesiones. Pero, tal y como se ha comentado anteriormente, en muchas ocasiones no sólo hay que fijarse en cómo prevenirlas sino también en qué muchas personas hacen para exponerse a sufrirlas. Por lo general, los principales motivos por los que se producen las lesiones son:

  • Falta de calentamiento
  • Realizar el mismo movimiento de manera reiterada
  • No utilizar el material adecuado
  • Falta de preparación o de capacidad física
  • Ausencia de descanso
  • Exceso de exigencia
El estiramiento adecuado durante la fase de enfriamiento puede prevenir muchos  doloresEl estiramiento adecuado durante la fase de enfriamiento puede prevenir muchos dolores

¿Cómo detectar una lesión?

Existen casos donde claramente una persona identifica perfectamente que se ha lesionado pero en ocasiones, cuesta identificar si las molestias o dolor provienen por estas o simplemente del propio esfuerzo físico. Esto se debe a que algunas personas poseen un índice de dolor bajo que otras. Esto hace referencia al hecho de que les sea más o menos soportable el dolor y por lo tanto, identifiquen antes o después una lesión.

Al inicio de una actividad que hasta el momento no se había realizado, las molestias y los dolores son comunes. Igual ocurre cuando el cuerpo lleva tiempo sin entrenarse y vuelve a retomar el ejercicio. Es por ello que el estiramiento adecuado durante la fase de enfriamiento puede prevenir muchos de estos dolores o molestias del día de después.

Se recomienda consultar al médico según el grado de dolor o la propia intuiciónSe recomienda consultar al médico según el grado de dolor o la propia intuición

Aunque no existe una fórmula exacta para identificar una lesión debido a que eso es trabajo de los propios médicos, se recomienda dejar que el sentido común guíe la decisión acerca de buscar atención médica, considerando por lo tanto, el grado de dolor o por el contrario, recurrir a medios caseros para aliviar la molestia. En definitiva, se deberá consultar al médico en los siguientes casos:

  • Cuando el dolor sea extremo y persistente con el paso de las horas o los días
  • En caso de haber padecido un trauma en una articulación
  • Si se produce la aparición de fiebre o alguna infección
  • En caso de no estar seguro de la gravedad de la lesión

Artículos recomendados