Menú
Chlorella: qué es y para qué sirve
Chlorella: qué es y para qué sirve
ALGAS

Chlorella: qué es y para qué sirve

Esta planta marina te sorprenderá por sus capacidades antioxidantes y regenerativas, cuya ingesta ayuda a reforzar nuestro sistema inmunológico.

Verónica Serrano Sevilla

Últimamente estamos siendo testigos de cómo las algas están llegando a las dietas de muchas personas y no es de extrañar si somos conscientes de la gran cantidad de beneficios que tienen para el cuerpo humano. Aunque el consumo de algas es muy común en Japón, llegando a suponer un 20% del total de su alimento, estas verduras del mar están alcanzando tal relevancia en el resto del mundo que los cocineros más renombrados la están incorporando a sus platos. Por eso hoy vamos a hablar de la chlorella, un alga muy útil como suplemento alimenticio que ya se ha extendido por todo el continente asiático.

¿Qué es la chlorella?

La chlorella es en concreto un tipo de micro algas unicelulares que crece en todo tipo de aguas. Sin embargo, la que se emplea para el consumo humano solo vive en aguas dulces. Fue descubierta a finales del siglo XIX y aunque existen más de treinta subespecies, las dos que más se usan son la 'chlorella vulgares' y la 'chlorella pyrenoidosa' y te sorprendería saber que este alga se emplea también como combustible biodiésel.

La chlorella destinada al consumo humano solo crece en aguas dulcesLa chlorella destinada al consumo humano solo crece en aguas dulces

Propiedades nutricionales de la chlorella

La chlorella no solo es la planta que presenta el mayor contenido de clorofila posible en un alimento, sino que además contiene muchos más nutrientes beneficiosos para nuestro organismo: calcio, magnesio, betacarotenos, hierro, aminoácidos y vitaminas. Todo ello hace de este alga una planta energizarte y revitalizante, con grandes propiedades para la desintoxicación alimentaria.

Uno de sus componentes fundamentales es el betacaroteno, una sustancia que consumida en solo 5 gramos aporta al cuerpo humano las cantidades diarias necesarias de provitamina A, muy importante para el buen estado de nuestras mucosas. Además es un gran antioxidante, motivo por el cual se emplea en la elaboración de cremas antiedad. Por otro lado, el hierro y zinc de este alga ayudan a la producción de hemoglobina en nuestra sangre y como consecuencia nos sentiremos más fuertes y enérgicos.

La chlorella se puede encontrar en forma de pastillasLa chlorella se puede encontrar en forma de pastillas

Beneficios de la chlorella

Esta verdura de mar como suplemento alimenticio puede ayudar a mejorar nuestra salud y estos son algunos de los beneficios que se han comprobado respecto a su efectividad en el organismo de las personas:

  • Refuerza el sistema inmunológico, fortaleciendo la resistencia humana contra las infecciones de cualquier tipo. Por este motivo el consumo de este microalga está muy indicado en personas con fibromialgia, una enfermedad caracterizada por dolor y fatiga severos.
  • Disminuye la cantidad de productos químicos que a veces hay en los alimentos y que pueden ser perjudiciales para la salud, como la dioxina, que afecta al sistema hormonal.
  • Es capaz de eliminar metales pesados no beneficiosos para el cuerpo humano.
  • Es eficaz en la estabilización de la presión arterial, descendiendo los niveles de hipertensión.
  • Se recomienda el uso de la chlorella como suplemento en personas con enfermedades cardiovasculares dado a que ayuda a reducir el colesterol de tipo LDL.
Puedes añadir la chlorella como suplemento alimenticio en los batidosPuedes añadir la chlorella como suplemento alimenticio en los batidos

Este alga no se puede consumir directamente porque su pared celular es más resistente que la de los humanos, así pues la podemos encontrar como suplemento alimenticio en forma de cápsulas, tabletas, en en extracto o en polvo, pudiendo utilizar esta última como condimento. Aunque no existe una cantidad exacta de ingesta recomendada, lo común es consumirla en dosis de 2 o 3 gramos, como el resto de suplementos y puedes añadir una cucharadita en batidos, zumos, salsas o aliños.

La lista de beneficios de esta planta del mar es bastante larga pero también hay que prestar atención a la hora de consumirla dado que un exceso podría producir náuseas, gases, diarrea o dolores de estómago. Si esto ocurriera, los especialistas recomiendan dejar de tomar la chlorella de forma inmediata. No obstante, si se hace un consumo responsable no debería dar problemas, así que ya no hay excusas para comenzar a disfrutar de todos los beneficios que este alga puede aportarnos.

Artículos recomendados