Menú
Cómo hacer porridge de avena para desayunar
Cómo hacer porridge de avena para desayunar
EN 5 MINUTOS

Cómo hacer porridge de avena para desayunar

Se trata de unas gachas elaboradas con leche o agua y que puedes acompañar con fruta fresca o frutos secos para completar la primera comida del día.

Verónica Serrano Sevilla

Quizá no conozcas qué es el porridge de avena, más bien porque se trata de una palabra en inglés. Sin embargo, te sorprenderá saber que es un simple y delicioso puré de avena hecho a base de leche y que se está poniendo muy de moda para tomar en el desayuno ya no solo por su fácil elaboración sino también por sus ideales propiedades nutricionales. Además, puedes hacerlo de múltiples sabores según los ingredientes y si vas pillada de tiempo su elaboración no te tomará más de 5 minutos.

Elaboración del porridge de avena

Como ya adelantábamos, una de las ventajas del porridge de avena es que es muy sencillo de preparar pues se trata de unas gachas hechas con leche o agua y avena a las que se les suele añadir fruta o frutos secos. Así pues, se trata de una gran fuente de fibra y carbohidratos, así como de minerales y proteínas que son los nutrientes que necesita el cuerpo a primera hora de la mañana para tener la energía suficiente durante el resto del día. Estos son los ingredientes que se emplean para la elaboración de una ración:

  • 250 mililitros de leche: elige el tipo de leche que prefieras, pudiendo ser de sabores, baja en grasas o vegetal. También puedes sustituir la leche por la misma cantidad de agua.
  • 4 cucharadas de copos de avena
  • Ingredientes para acompañar: fruta, frutos secos, miel, canela, etc.
Al porridge de avena puedes añadirle frutos secos o frutaAl porridge de avena puedes añadirle frutos secos o fruta

La receta de estas gachas de avena es muy sencilla y existen dos maneras de prepararla, bien cociendo a fuego lento o bien en el microondas. Para el caso de la primera, primero pon a calentar la leche o el agua en un cazo o en una olla pequeña, a una temperatura media-alta. Cuando empiece a hervir tendrás que añadir los copos de avena, con el fuego a una temperatura más baja para evitar que se peguen en el fondo. Tampoco tendrás que dejar de remover durante los dos o tres siguientes minutos en los que se creará una especie de papilla, que será tu porridge de avena.

Si por el contrario deseas preparar tus gachas de avena al microondas, comienza incorporando la avena y la leche o el agua todo junto en un mismo bol y después mételo en el microondas por aproximadamente dos minutos a la máxima potencia. Deja que cocine durante dos minutos y una vez transcurridos, saca el bol y remueve el contenido, que ya habrá tomado una consistencia algo grumosa. A continuación, vuelve a introducir la mezcla en el microondas por un minuto a máxima potencia, remueve una última vez y ya tendrás listas tus gachas.

Cómo acompañar el porridge de avena

Una vez hasta preparado tu porridge de avena es el momento de añadir los ingredientes. Aquí entra en juego el gusto individual y las preferencias de cada persona, pero existen múltiples opciones. No obstante, lo más habitual es aderezarlos con fruta fresca para terminar de completar el desayuno de la forma más equilibrada posible, aunque también se pueden incorporar frutos secos, especias o edulcorantes para endulzar la receta.

Existen múltiples opciones para preparar tu porridge de avena preferidoExisten múltiples opciones para preparar tu porridge de avena preferido

La fruta suele ser el acompañamiento más exitoso del puré de avena porque, como ya se ha comentado, termina de completar el desayuno. Además puedes añadir la que quieras y combinarla a tu manera en pequeños trocitos. Por ejemplo, hay gente que se adapta a la fruta de temporada y así no aborrece desayunar porridge todos los días. Por otro lado, puedes incorporar un puñado de frutos secos troceados, como nueces, almendras, cacahuetes, avellanas, etc., semillas como el sésamo o el lino o especias como la canela o el cardamomo que le dan un toque muy especial.

Asimismo, si la mezcla de avena y leche o agua te resulta un tanto sosa, siempre puedes endulzarla sin añadir azúcar refinado. Hazlo bien incorporando frutas muy dulces, como el melocotón, la pera, la manzana y las fresas o bien con endulzantes naturales o artificiales, como la miel, el puré de membrillo, mermelada o unas gotas de edulcorante. Además, para que la leche tenga sabor puedes añadirle ralladura de naranja o de limón. Otra opción es simplemente cocerla con la peladura de una cáscara de naranja para que coja el sabor, aunque en este caso deberás sacarla antes de añadir los copos de avena.

Calorías del porridge de avena

La avena es un alimento que supone un gran aporte de calorías para nuestro organismo. Sin ir más lejos, 100 gramos de este cereal suponen unas 370 kilocalorías, aunque para nuestro porridge solo empleamos 4 cucharadas. Esto serían unos 40 gramos, que suponen unas 150 kilocalorías. A ello hay que sumarle las calorías que añade la leche que empleemos, aunque si es baja en grasas será más saludable. También hay que contar con el aporte calórico del resto de ingredientes que usemos, ya sea fruta fresca o frutos secos.

La avena ayuda a controlar el peso y reducir la absorción de glucosaLa avena ayuda a controlar el peso y reducir la absorción de glucosa

En definitiva, un bol de gachas de avena puede salir por en torno a unas 350 kilocalorías, una cantidad ideal para un desayuno que supone una gran fuente de proteínas y fibra característicos de los cereales y la leche. Asimismo, la avena, el ingrediente básico de este plato, es además un importante hidrato de carbono que le da al organismo la energía necesaria para arrancar el día, al mismo tiempo que ayuda a regular el tránsito intestinal.

Beneficios de desayunar avena

La avena es un carbohidrato que el organismo tarda más en absorber que otros nutrientes, lo cual hace que nos saciemos antes y llene más el estómago que otros alimentos. Esta es una de las razones por las que ayuda a controlar el peso, además de que mejora la digestión al reducir la absorción de la glucosa en el intestino. Ello también beneficia a la circulación de azúcar en la sangre, reduciendo su cantidad. Asimismo, regenera los tejidos del organismo, tiene la capacidad de prevenir enfermedades gracias al aporte en vitamina C y algunos estudios han demostrado que gracias a la composición de la avena las posibilidades de sufrir cáncer se ven reducidas en un 10% si se consume de forma diaria.

Artículos recomendados