Menú
Beneficios del yoga durante el embarazo
Beneficios del yoga durante el embarazo
GRAN AYUDA

Beneficios del yoga durante el embarazo

En el embarazo es una etapa importante en la que encontrar metodos para fortalecer el cuerpo y la mente.

Alicia Rebollo Sánchez

Si estás embarazada te habrás dado cuenta de que, en esta etapa de tu vida, tu cuerpo se convierte en un autentico reto, y es que cada día puedes notar como va cambiando, tus pechos y tu barriga crecen, tienes sueño a todas horas y estás mucho más sensible.

A menudo los prejuicios y los falsos rumores nos hacen pensar que hacer ejercicio puede ser contraproducente para nuestro bebé, pero lo cierto es que esto no es así, y de hecho los médicos aconsejan que a menos que tengamos un problema, hagamos ejercicio y nos mantengamos activas. En este sentido te vamos a presentar una de las actividades más beneficiosas para las embarazadas, el yoga.

Beneficios del yoga para embarazadas

Los beneficios del deporte en nuestro cuerpo y mente son indudables, sin embargo, cuando se está embarazada tendemos a pensar que debemos meternos en una burbuja para proteger a nuestro bebé y eso no siempre es así. A menos que hayas pasado por otros embarazos fallidos, tengas un problema o tu ginecólogo no te lo recomiendo, hacer deporte mientras se está embarazada es muy beneficioso para nosotras y para nuestro hijo. Los beneficios que tiene hacer deporte son muchos, en primer lugar, te aporta tranquilidad y bienestar emocional y en segundo lugar el deporte está relacionado con la mejora de las molestias del embarazo y te ayuda a prepararte para la hora del parto:

El yoga aporta tranquilidad y bienestar emocionalEl yoga aporta tranquilidad y bienestar emocional

  • Mejor oxigenación: El yoga en embarazadas puede ayudar a liberar las tensiones musculares y a mejorar la respiración lo que hace que consigamos incrementar nos niveles de oxígeno en sangre de nuestro cuerpo y de nuestro bebé.
  • Mayor elasticidad: Cuando estamos dando a luz, la franja muscular del periné que sostiene el útero debe ser lo más elástica posible para que el bebé pueda salir al exterior, practicando este deporte ayudamos a conseguir elasticidad en esta zona.
  • Ayuda a distribuir el peso: A medida que el embarazo avanza, la pelvis se desplaza hacia delante y la curva lumbar se acentúa. El yoga en embarazadas ayuda a que la espalda se estire contribuyendo a distribuir bien el peso.
  • Tonifica los músculos: Una parte fundamental del yoga son los estiramientos, con estos ayudamos a que se tonifiquen los músculos algo que será muy beneficioso para prepararnos al parto.
  • Relaja mente y cuerpo: Una de las técnicas más difundidas del yoga es la meditación. A medida que se va practicando más y más podemos llegar a estados de relación muy fuertes que nos ayudarán a relajarnos en el parto y a saber controlar la respiración. Así mismo, esto también nos ayudará a controlar nuestros cambiantes estados de ánimo.
  • Beneficios en el parto: Se ha descubierto que practicando yoga se incrementa considerablemente las posibilidades de tener un parto natural y que contribuye a una mejor recuperación postparto.
  • Ayuda a conectar con nuestro bebé: Asistir a clases de yoga permite que nos dediquemos un tiempo a nosotras, así mismo ayuda a conectar nuestro cuerpo a nuestro bebé y a que estemos más relajadas a la hora de recibirlo. Así mismo, al estar en contacto con otras personas embarazadas podemos compartir experiencias, sentimientos y nos ayuda a tener un apoyo en otras personas que están pasando por la misma situación que nosotros.

Beneficios en el parto

Habituarse a hablar con nuestro cuerpo y a conocernos a nosotras mismas, hace que nos convirtamos en una guía instintiva en la dilatación y el parto. De igual forma, algunas posturas de yoga para embarazadas favorecen el descenso de nuestro bebé.

Hay posturas de yoga para embarazadas para favorecer el descenso del bebéHay posturas de yoga para embarazadas para favorecer el descenso del bebé

Cuando la cabeza del bebé comienza a asomarse, son muy beneficiosas las posturas que enderezan la columna, atenuando la curva lumbar y aumentando el diámetro de la zona superior de la pelvis. Así mismo, durante la última fase del parto, la curva lumbar debe acentuarse de manera que aumente el diámetro de la zona inferior de la pelvis, es por esto por lo que son ideales las posturas en las que estamos agachadas o a gatas, que además si se acompañan de una respiración consciente, ayudan a reducir el dolor de las contracciones y la duración de la dilatación.

¿Cuándo se puede empezar a practicar?

Desde el primer momento, no hay ningún tipo de problema en comenzar las sesiones de yoga en cuanto sabemos que estamos embarazadas, de hecho, esto es lo recomendable ya que cuanto antes se empiece, más notaremos los beneficios. De igual forma, tampoco deberás preocuparte por si no lo habías practicado antes ya que tu monitora de yoga comenzará con clases cortas y ejercicios sencillos. Así mismo, si ya tienes practica en el yoga solo tendrás que ir adaptando las sesiones a tu estado.

Se puede hacer yoga durante todo el embarazo, en casos especiales hay que consultar al médico Se puede hacer yoga durante todo el embarazo, en casos especiales hay que consultar al médico

A medida que continúes a practicarlo notarás que tu cuerpo se va fortaleciendo. El segundo trimestre es un momento de asentamiento, aceptación, reconocimiento y fortaleza ya que tu bebé comienza a moverse constantemente y nuestro cuerpo hormonalmente está totalmente involucrado en el embarazo. Durante esta etapa lo recomendable es hacer asanas durante tiempos largos, ejercicios de pie, respiraciones específicas o pranayamas y meditaciones dinámicas.

Artículos recomendados